No se puede comprar amor (tampoco visitantes a tu sitio web)

Vía: 
Viernes 22 Abr 2011 Carlos Castillo

La mayoría de los sitios web que obtienen ingresos actualmente, lo hacen a través de la venta servicios u ofreciendo publicidad en sus páginas. Para estos sitios, cada visitante es una nueva oportunidad de hacer negocios y ganar dinero. Es por ello que existen literalmente cientos de empresas, conocidas como "proveedores de tráfico", que ofrecen llevar visitantes a tu sitio web a cambio de una suma de dinero.

Un grupo de investigadores de la Universidad de California en San Diego estudió estos proveedores, montando una serie de sitios web artificiales y contratando los servicios de distintas empresas para atraer visitantes a estos sitios.

¿La conclusión? Es similar a la que adelantaron Los Beatles en 1964: no se puede comprar amor :-)

Método

Los investigadores crearon un pequeño sitio web sobre el tema de "cosméticos" llamado Peachy Skin. Luego, registraron un grupo de dominios (PeachySkin1.com, PeachySkin2.com, ...) y contrataron los servicios de distintos proveedores de tráfico para cada dominio. Dividieron a los proveedores en alta reputación, media reputación, y baja reputación.

Los proveedores de alta reputación fueron máquinas de búsqueda como Google o Yahoo! que ofrecen un sistema de pago-por-click (PPC). En este caso pusieron como pago máximo 10 dólares por click; en la práctica los clicks costaron entre 4 y 5 dólares cada uno.

Los proveedores de baja reputación fueron Revisitors y HandyTraffic, que son literalmente mil veces más baratos. Ellos venden 5.000 clicks por 25-30 dólares mensuales (o sea, 0.005 o 0.006 dólares por click).

Resultados

Para cada uno de sus sitios, midieron tanto la cantidad como la calidad del tráfico recibido. Respecto a la calidad, las métricas incluían cuántas páginas visitaba cada persona y si al entrar movía o no el mouse en el sitio.

El primer resultado fue que ninguno de los proveedores que ofrecían 5.000 visitantes efectivamente entregó lo prometido. En la práctica el número fue entre cero y 3.400 visitantes. Cero, porque uno de los proveedores simplemente tomó el dinero y desapareció (para evitarse problemas, pagaron con tarjetas de crédito pre-pagadas).

Pero el problema principal no fue la cantidad sino la calidad. Prácticamente todo el tráfico comprado a precio de descuento llegó solamente a la primera página y no movió el mouse. En contraste, el tráfico PPC (pago por click), más caro, resultó bastante distinto, normalmente entrando en páginas interiores y moviendo el mouse.

La conclusión de los autores es que es muy poco probable que el tráfico que venden los "proveedores de tráfico" sea de visitantes verdaderos. Se trata de visitas automatizadas de robots, cuyo objetivo es inflar las estadísticas de acceso del sitio web sin ofrecer ninguna posibilidad real de negocio. En otras palabras, esta no es una forma barata de comprar tráfico, sino simplemente, otra estafa más.

Qing Zhang, Thomas Ristenpart, Stefan Savage, and Geoffrey M. Voelker: "Got Traffic? An Evaluation of Click Traffic Providers" [pdf]. Proceedings of the WICOM/AIRWeb Workshop on Web Quality (WebQuality), Hyderabad, India, March 2011.

Foto de ChaTo

— Doctor en Ciencias de la Computación, dedicado a la minería de datos en medios sociales para mejorar la respuesta durante crisis humanitarias, y para estudiar la relación entre medios tradicionales de noticias y medios sociales. +Más información »